Joel Campbell, el llamado a ‘volverse loco’ que ansía el inicio de la final entre Alajuelense y Saprissa

Fecha de publicación21 Mayo 2024

Que Joel Campbell se vuelva loco en la final es lo que más desea la afición de Liga Deportiva Alajuelense en vísperas de que se inicie el desafío en el que intentarán forzar a Saprissa a otros dos clásicos más para que definición del título.

Pero más que hacer locuras, lo que él desea es ayudar al equipo como sea, desde adentro o hasta afuera, como le ocurrió el sábado pasado en esa serie semifinal tan dura en la que la Liga avanzó y Herediano quedó en el camino.

Alexandre Guimaraes se arriesgó y empezó a cuidar fichas cuando el pase a la final no estaba sentenciado, pero él también sabía por qué lo hacía. En el minuto 74 salieron Jonathan Moya y Joel Campbell para que ingresaran Guillermo Villalobos y Fernando Lesme.

A partir de eso, empezó una verdadera tortura para el 12 de la Liga. El banquillo de visitante se encuentra a muy pocos metros de la grada de prensa en el Estadio Carlos Alvarado, en Santa Bárbara.

Desde ahí era fácil ver a Joel Campbell inquieto, con el estrés que no refleja cuando está dentro de la cancha. Casi no se sentó, no podía, debía estar ahí de pie, gritándoles a sus compañeros de vez en cuando, igual que lo hacía Michael Barrantes.

Aplaudía en unas ocasiones y se lamentaba en otras. Llegaron los tiempos extra y fue uno de los primeros en salir corriendo con hielera en mano para socorrer a sus compañeros. Era su manera de ayudar en ese instante.

La definición desde el manchón blanco lo tenía con una mezcla de emociones, porque sabía que las cosas pintaban bien en las prácticas de penales desde días antes. Sin embargo, para nadie es un secreto que él tiene la ficha número uno para cobrar la pena máxima en la Liga.

Joel Campbell es muy seguro desde los once metros y el equipo confía en él, en su frialdad y en su experiencia; pero para esa tanda, los papeles se invirtieron.

Lo que él hacía era transmitirles confianza, tanto a Leonel Moreira como a los mismos lanzadores. Desde la banca, Campbell había estado apoyando a Fernando Lesme cuando el paraguayo tomaba el balón. Lo mismo se dio en ese disparo que le correspondía al delantero suramericano de 22 años.

Cuando vio la bola adentro, con ese remate de Lesme, Joel se volvió loco y se fue a festejar con el guaraní y sus demás compañeros. Alajuelense estaba en la final y eso era justo lo que tanto quería.

Joel Campbell: ‘Mentalmente estamos muy fuertes’

"Mentalmente estamos muy fuertes, pudimos aguantar un partido que era bastante complicado, porque ellos al conseguir el gol tenían la parte anímica...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR