‘U’ públicas aceptan ceder ¢48.000 millones del FEES de este año al Gobierno por crisis en pandemia

 

Después de una semana de negociaciones, los rectores de las universidades públicas cedieron ¢48.000 millones del FEES al Gobierno ante la emergencia económica provocada por la pandemia de la covid-19.Sin embargo, parte del acuerdo es que de ese monto les serán devueltos en partes ¢35.000 millones (que corresponden a gastos de capital). Los pagos se realizarán entre el 2021 y el 2025.Los restantes ¢13.000 millones corresponden a un monto que desde mayo se había anunciado como aporte de las universidades públicas al Poder Ejecutivo para encarar la crisis sanitaria. En esos ¢13.000 millones, además, está incluido los recursos que las casas de enseñanza destinan al fortalecimiento de las becas para estudiantes que también se han visto afectados por la situación de emergencia. Para el 2020, cuatro universidades públicas recibieron ¢512.782 millones de Fondo Especial para la Educación Superior (FEES)Inicialmente, el recorte solicitado por el Gobierno era de ¢65.000 millones, pero, finalmente, la cifra quedó en ¢48.000 millones.Así quedó plasmado en el acuerdo dado a conocer la noche de este viernes por la Comisión de Enlace integrada por los rectores de las cinco universidades públicas y ministros del Gobierno."Las universidades públicas acuerdan reducir sus inversiones y gastos previstos para el presente ejercicio económico en la suma ¢48.000 millones; de los cuales ¢35.000 corresponden al presupuesto de las universidades destinado para gastos de capital que el Ministerio de Hacienda acordó trasladarlo y adicionarlo en el financiamiento del Plan Nacional de la Educación Superior Universitaria Estatal (PLANES 21-25). Esta posposición no afectará la base de cálculo del FEES para el ejercicio 2021", señala el convenio.El documento también dispone que el Ministerio de Hacienda, mediante decreto djecutivo, flexibilizará la utilización del superávit libre en las universidades públicas para el presente ejercicio económico y apoyará la gestión de sus modificaciones presupuestarias ante la Contraloría General de la República.En caso necesario, indica el acuerdo, las universidades gestionarán el levantamiento de la regla fiscal para poder utilizar el monto del superávit libre que necesiten para sustituir el aporte que están realizando...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba