Asamblea entrega expedientes de sus funcionarios sancionados por acoso sexual

 
EXTRACTO GRATUITO

La Asamblea Legislativa reveló los expedientes de dos funcionarios a quienes sancionó en el 2018 por hostigar sexualmente, en casos aparte, a compañeras de trabajo. Un tercero fue absuelto por caducidad, pero fue trasladado a otro puesto y afronta una denuncia penal.La Nación le solicitó los documentos al Congreso en el tanto se trate de procesos disciplinarios terminados y en los que haya comprobado una falta. También, este medio solicitó ocultar el nombre de las víctimas.La Dirección Ejecutiva del Congreso entregó los documentos. En estos, se observa que la Asamblea aplicó suspensiones sin goce de salario a funcionarios que cometieron faltas como observar a una compañera mientras se cambiaba de ropa en un vestidor o toquetear y hostigar persistentemente a otra personera.Ninguno de los responsables fue despedido. A lo más que llegó la Asamblea fue a suspender a uno por 15 días.Ante solicitudes similares de información, las universidades públicas no habían revelado sus casos hasta este 5 de junio. El rector de la UCR, Henning Jensen, dijo que se comprometía a hacerlo.Fisgoneo en la capillaEl primero de los casos de la Asamblea tiene que ver con un funcionario del departamento de Participación Ciudadana, de 61 años, a quien se le sancionó por haber observado a una compañera mientras se cambiaba de ropa en un vestidor al cual él tenía visibilidad desde un segundo piso.Los hechos ocurrieron el 18 de abril de 2018, cuando la denunciante hacía uso de un cubículo situado en un espacio de la capilla del Congreso, en el edificio Sión.En ese recinto, destinado para el cambio de vestimenta de los funcionarios del departamento de Ujieres, la víctima dijo que fue observada."Dicha situación le provocó a la señora una indignación y humillación", dice el expediente del caso, elaborado por la comisión contra el hostigamiento sexual de la Asamblea Legislativa.Mientras ella se cambiaba de atuendo, en la planta baja de la capilla, el funcionario investigado conversaba con unos compañeros en la parte alta.Al darse cuenta de que la miraba, ella lo increpó.Según constató la investigación, el día del incidente la pared frontal de los vestidores no llegaba hasta el cielorraso, lo que daba visibilidad a quienes pasaran por los corredores de la segunda planta.Luego, el área de Mantenimiento del Congreso extendió la pared hasta el techo, para evitar más incidentes, aseguró Ayales.Otro de los hechos que comprobó la pesquisa fue que, al día siguiente de lo acontecido...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA