'Si no renuncian, serán destituidos', advierte presidente

Quepos. El presidente Luis Guillermo Solís advirtió a los miembros de la Junta Directiva del Banco de Costa Rica (BCR) de que, si no renuncian, de igual forma saldrán del banco mediante un proceso disciplinario que establece la ley.

Solís no precisó cuántos meses podría tardar el procedimiento, aunque desea que este sea lo más rápido posible.

En un proceso similar que este gobierno inició contra directivos del Banco Nacional -por un intento de autonombrarse en las directivas de las empresas subsidiarias-, Casa Presidencial lleva más de un año sin tomar una resolución.

Diferencias. Ayer al mediodía, en Quepos, el mandatario dijo que algunos directores expresaron determinada posición cuando él les pidió renunciar el martes y, horas más tarde, cambiaron de parecer en la rueda de prensa en la que anunciaron que no renunciarían. Empero, no entró en detalles sobre lo discutido. El gobernante todavía está a la espera de las dimisiones, pero advirtió de que 'si no renuncian, serán destituidos de acuerdo con lo que establece el derecho'.

A su vez, Solís negó haber sufrido un golpe en su imagen política por la negativa a renunciar de los directivos, incluidos los cinco que él nombró: los exdiputados Francisco Molina, Rónald Solís y Gustavo Arias (todos del PAC), la empresaria Mónica Segnini (excandidata a vicepresidenta por el PAC) y la abogada Paola Mora (exmilitante de Alianza Patriótica, que se alió al PAC en el 2014).

Por otra parte, el mandatario afirmó que él no cede a presiones de redes sociales ni a titulares de la prensa.

También negó que su decisión sobre la Junta Directiva haya sido tardía. Alegó...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR