Sentencia de Tribunal de Familia Materia Violencia Doméstica, 06-06-2024

Fecha06 Junio 2024
Número de expediente23-000719-0777-VD - 0 INTERNO 224-24(2) EV
EmisorTribunal de Familia Materia Violencia Doméstica (Costa Rica)
Documento PJEDITOR

EXPEDIENTE:

23-000719-0777-VD - 0 INTERNO 224-24(2) EV

PROCESO:

VIOLENCIA DOMÉSTICA

SOLICITANTE:

[Nombre 001]

PRESUNTO/A AGRESOR/A:

[Nombre 002]

VOTO NÚMERO N° 2024000270

TRIBUNAL DE FAMILIA, SECCIÓN PRIMERA (VIOLENCIA DOMÉSTICA). S.J.é, a las catorce horas treinta y cuatro minutos del seis de junio de dos mil veinticuatro.

SOLICITUD DE IMPOSICIÓN DE MEDIDAS DE PROTECCIÓN POR VIOLENCIA DOMESTICA formulada por [Nombre 007], casada, estilista, cédula de identidad [...], vecina de Santa Cruz, a favor suyo y de [Nombre 001], casada, pensionada, cédula de identidad [...], en contra de [Nombre 002], casado, dependiente, cédula de identidad [...], vecino de Santa Cruz, y de [Nombre 008], jornalero, cédula de identidad [...], vecino de Santa Cruz. Funge como Apoderado Especial Judicial del obligado [Nombre 002] el licenciado L.L.V.. Conoce este Tribunal del presente proceso en virtud del recurso de apelación interpuesto por [Nombre 002], en contra de la resolución dictada por el Juzgado de Violencia Doméstica de Santa Cruz, al ser las doce horas cincuenta y seis minutos del dos de febrero de dos mil veinticuatro.-

Redacta el J..S.C.; y

CONSIDERANDO

I.-AGRAVIOS: Apela el señor [Nombre 002] la sentencia número 2024000083 de las doce horas cincuenta y seis minutos del dos de febrero de dos mil veinticuatro, dictada por el Juzgado de Violencia Doméstica de Santa Cruz, mediante la cual se confirmaron las medidas de protección ordenadas interlocutoriamente.

Las inconformidades del recurrente, son las siguientes: 1) que el despacho de primera instancia le previno la presentación del poder especial judicial, otorgado por él, con la firma del mandatario; lo cual cumplió, mas el a-quo no se pronunció al respecto y no se notificó a su apoderado, lo que provocó que éste no se enterara de la audiencia de ley, lo cual viola el debido proceso; 2) que se apreció mal la prueba; ya que el día de la comparecencia se pudo comprobar que él es el único hijo que se ha encargado del cuidado de sus padres; 3) que él puso a resguardo los documentos de su madre, para evitar que su hermana [Nombre 007] hiciera mal uso de ellos; 4) que el testimonio de [Nombre 004] es complaciente, ya que busca beneficiar a la solicitante; 5) que no hay prueba de la existencia de agresión alguno de su parte.

Por lo anterior, y en aplicación del principio de duda en la apreciación de la prueba, pretende se decrete la nulidad de la sentencia.-

II.-CUESTIÓN PREVIA: Antes de cualquier consideración hay que indicar que el juzgado de primera instancia presenta un caos absoluto en el orden de los archivos que componen el expediente que nos ocupa; ya que no están organizados de forma cronológica, lo cual dificulta el estudio de la especie.

Sin embargo, no se devolvió el expediente al a-quo en aras de no atrasar la resolución del caso de marras; pero se le hace ver al juez de primera instancia que tiene la obligación de que todos los procesos a su cargo deben estar pulcramente ordenados.-

III.-SOBRE AGRAVIOS DE NULIDAD: Prima facie, se deja constancia de que en este asunto figuran dos personas como presuntos agresores, mas sólo el señor [Nombre 002] impugnó la sentencia; siendo que las medidas de protección dictadas en contra del señor [Nombre 008] adquirieron firmeza. De ahí que este Tribunal, por competencia funcional, solamente puede estudiar los agravios formulados por don [Nombre 002], en lo que a él se refiere.

Aclarado lo anterior, el apelante reclama que el despacho de primera instancia le previno la presentación del poder especial judicial, otorgado por él, con la firma del mandatario; lo cual cumplió, mas el a-quo no se pronunció al respecto y no se notificó a su apoderado, lo que provocó que éste no se enterara de la audiencia de ley, lo cual viola el debido proceso.

No es de recibo el reproche. Ciertamente, dentro del desorden de tramitación del proceso que nos ocupa, consta que se hizo una prevención al aquí recurrente a efecto de que presentara el poder especial judicial otorgado al licenciado L.L.V., firmado por éste, lo cual cumplió. Ahora, también en cierto que no obra pronunciamiento del juzgado sobre el cumplimiento de la prevención, lo cual es reprochable. No obstante ello, hay constancia de que don [Nombre 002] fue debidamente notificado de la realización de la audiencia de ley y que se presentó a la misma, lo cual evidencia que no se lesionaron sus derechos procesales; por cuanto si su abogado no fue notificado, él sí y pudo comunicarse con aquel para que lo acompañara a la audiencia. Aunado a ello, en la comparecencia, el señor ([Nombre 002]) intervino activamente y no señaló anomalía alguna (ver acta de notificación del veintidós de diciembre de dos mil veintitrés, mediante la cual se comunicó a don [Nombre 002], a través del correo electrónico [...], la resolución de dieciséis horas con veintitrés minutos del diecinueve de diciembre del dos mil veintitrés, en la que convocó a la audiencia de ley y escuchar archivo de audio de la diligencia). De ahí que no hay nulidad alguna que decretar.

No se omite señalarle al apelante que desconoce los alcances del principio de duda en la apreciación de la prueba, el cual -de aplicarse- favorecería a las presuntas víctimas y a no a los obligados, como lo pretende él en su libelo impugnatorio (ver doctrina del artículo 13 de la Ley contra la Violencia Doméstica).

En suma, se rechaza la nulidad invocada.-

IV.-HECHOS PROBADOS: Se avalan los hechos numerados 1 y 2 y se eliminan los restantes.-

V.-HECHOS NO PROBADOS: Se agrega este acápite, el cual se debe leer de la siguiente forma: "No se logró acreditar que [Nombre 002] agrediera de alguna forma a su hermana [Nombre 007] y a su madre [Nombre 001]"

VI.- EN CUANTO AL FONDO: En el sub judice, la señora [Nombre 007] solicitó se otorgaran medidas de protección, tanto a su favor, como de su madre [Nombre 001] y en contra de don [Nombre 002], con base en el siguiente relato, que, en lo conducente, dice:

"Vengo a denunciar a mi hermano [Nombre 002] porque yo no puedo sacar a mi mamá [Nombre 003] a pasear o hacerse sus uñas porque mi hermano [Nombre 002] se pone bravo. Mi hermano tiene ahorita en su poder la tarjeta del banco, la cédula de identidad de mi mamá porque dice que mis otros hermanos y yo le robamos la plata, pero eso no es cierto. Mi mamá recibe una pensión de 500.000 mil colones, esa plata no se quién la retira la verdad, mi mamá [Nombre 003] es una persona que le cuesta caminar, pero es una persona muy lúcida esta bien en cinco sentidos. [Nombre 002] no agrede físicamente, ni verbalmente a mi mamá, pero si la agrede patrimonialmente ya que le tiene la tarjeta y la cédula de mi mamá [Nombre 003]. [Nombre 002] ahorita no vive en la casa de mi mamá, pero llega a la casa de mi mamá todos los días a verla y a estar con ella. [Nombre 002] manipula mucho a mi papá [Nombre 006] y él hace lo que [Nombre 002] le dice por eso [Nombre 002] se toma atribuciones que no debe."

Verificada la audiencia oral, doña [Nombre 007] ratificó los hechos contenidos en la solicitud inicial y doña [Nombre 003], una vez que el juez de primera instancia le dio oportunidad de declarar, indicó que no quería decir nada. Por su parte el obligado [Nombre 002] negó los actos que se le atribuyen.

Al respecto de la participación de doña [Nombre 001], como presunta víctima de violencia doméstica, debe señalar esta Cámara que la actuación del a-quo tampoco fue la mejor; por cuanto ella debió ser interrogada -expresamente- sobre si deseaba o no tener medidas de protección a su favor. Si bien es cierto, la solicitud inicial la puede hacer otra persona en su nombre, la autoridad jurisdiccional debe corroborar, sí ello responde a la voluntad de la persona adulta mayor.

En la especie, de forma escueta, el juez de primera instancia, sólo le preguntó a la citada señora, en la audiencia oral, si deseaba decir algo, a lo que respondió que no. Evidentemente, el juez no le explicó los alcances del proceso, ni le inquirió si deseaba la protección pedida. Ahora bien, considera este Colegio que no vale la pena anular la sentencia recurrida,en vista de que por el fondo no se advierte la existencia de violencia en contra de doña [Nombre 003], como se analiza a continuación.

Se evacuaron dos testimonios. A saber, el de doña [Nombre 004], hija y nieta de las presuntas víctimas y sobrina del aquí prevenido, indicó que un día su tío llamó a la policía por una discusión con doña [Nombre 007], pero que el asunto no pasó a más. Que su madre no va a cuidar a su abuela, porque a su tío no le gusta y porque le dice a su mamá que ella le ha robado dinero a doña [Nombre 003].

En segundo lugar, también declaró el testigo [Nombre 006], padre de doña [Nombre 007] y don [Nombre 002], así como esposo de doña [Nombre 003], quien aseveró que el prevenido es quien lo cuida a él y a su esposa. Asimismo afirmó que aquel nunca ha agredido a doña [Nombre 003].

Como se puede colegir, los hechos puestos en conocimiento de la primera instancia se centran en una supuesta agresión patrimonial achacable a don [Nombre 002], en perjuicio de su madre; así como por el hecho de que supuestamente éste no deja que su madre salga con doña [Nombre 007].

Es evidente, luego de haber escuchado las deposiciones de los testigos, que hay un conflicto profundo entre los hermanos [Nombre 007] y [Nombre 002]; mas no se logró acreditar que el obligado haya agredido a su hermana y a su madre.

Véase que la testigo [Nombre 004] simplemente refirió que hubo una discusión, en la cual se llamó a la policía, mas el hecho no tuvo mayor trascendencia y expresó que a su tío no le gusta que ella llegue a la casa. Sin embargo, de su deposición sólo se puede concluir que hay un conflicto fraterno, pero no las agresiones contenidas en la solicitud inicia.

Por su parte, el testimonio de don [Nombre 006], padre de [Nombre 007] y esposo de doña [Nombre 003], fue claro al establecer que don [Nombre 002] lo...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR